Es una fruta cuyo cultivo en Chile creció significativamente en los últimos años.

Las avellanas son ricas en proteínas y vitamina E y otras sustancias que previenen o retrasan enfermedades cardíacas. Tienen propiedades antioxidantes y previenen malformaciones en el feto cuando se consumen durante el embarazo. Al igual que otras nueces, es destacable su contenido de ácidos grasos monoinsaturados, útiles para combatir las enfermedades del corazón.